El modo seguro es una opción para la solución de problemas de Windows, que inicia el equipo en un estado limitado. Sólo se inician los archivos y controladores básicos necesarios para ejecutar Windows. Aparecen las palabras Modo seguro en las esquinas de la pantalla para identificar el modo de Windows que se está usando.

Si un problema existente no reaparece cuando se inicia en modo seguro, puede descartar la configuración predeterminada y los controladores de dispositivo básicos como posibles causas. Si no conoce la causa del problema, puede usar el proceso de eliminación para poder encontrarla. Inicie todos los programas que usa normalmente, incluso los programas de la carpeta Inicio, uno por uno, para verificar si un programa puede ser la causa del problema.

Si el equipo se inicia automáticamente en modo seguro sin preguntar, es posible que haya un problema con el equipo que no permite que Windows se inicie normalmente. Si cree que la causa del problema puede ser un dispositivo o un programa recién instalados, pruebe a usar Recuperación en el Panel de control. Para obtener más información, consulte ¿Qué es la recuperación en el Panel de control?

Para obtener más información acerca del trabajo en modo seguro, vea los siguientes temas de Ayuda:



¿Necesitas más ayuda?